El Consejo Ejecutivo pide a obispos y cónyuges que ‘sopesen devota y cuidadosamente’ su respuesta a la decisión de Lambeth

February 27, 2019

Muchas de las principales liturgias durante la Conferencia de Lambeth tienen lugar en la catedral de Cantórbery, sede del arzobispo de Cantórbery y a la que se considera la “Iglesia madre” de la Comunión Anglicana. Foto de Mary Frances Schjonberg/ENS.

[Episcopal News Service – Midwest City, Oklahoma] El Consejo Ejecutivo le ha pedido a los obispos de la Iglesia Episcopal y a sus cónyuges, y a la Cámara de Obispos colectivamente,  “sopesar devota y cuidadosamente su respuesta, opciones y acciones’ a la luz de lo que llama las “circunstancias preocupantes” de la decisión de excluir a cónyuges  del mismo sexo de los obispos [invitados] a la Conferencia de Lambeth 2020 .

El Consejo aprobó por unanimidad una resolución el 25 de febrero que dice encontrar la decisión “incompatible” con las posiciones de la Iglesia Episcopal y con múltiples declaraciones de entidades de la Comunión Anglicana que han instado a la Iglesia a escuchar las experiencias de personas LGBTQ.

“La exclusión de cónyuges en la Conferencia de Lambeth: ¿Cuándo todos significa todos?” juzga la decisión “particularmente desacertada e incompatible con los fines explícitos de la Conferencia” en parte porque el grupo de planificación de la Conferencia decidió tener un programa conjunto para los obispos y sus cónyuges, en lugar de los programas paralelos tradicionales. La sección de Preguntas Frecuentes [FAQs] del sitio web Lambeth2020  dice que la conferencia conjunta se debe“al reconocimiento del papel vital que desempeñan los cónyuges a través de la Comunión Anglicana y a un deseo de apoyarlos en su ministerio”.

La resolución se produjo en respuesta  a una noticia publicada en el blog del Servicio Informativo de la Comunión Anglicana en la cual el secretario general de la Comunión Anglicana Josiah Idowu-Fearon decía que el arzobispo de Cantórbery Justin Welby había invitado “a todos los obispos activos”. Sin embargo, Idowu-Fearon decía que “sería inapropiado que cónyuges del mismo sexo sean invitados a la conferencia” Él agregaba que la Comunión Anglicana define el matrimonio como “la unión de por vida de un hombre y una mujer” tal como quedó establecido en la Resolución 1.10 de la Conferencia de Lambeth 1998.

Las cámaras estaban fuera el 24 de febrero mientras el obispo primado Michael Curry predicaba durante la eucaristía en la catedral de San Pablo en el centro de Oklahoma City. Foto: Mary Frances Schjonberg/ ENS.

El obispo primado Michael Curry dijo en una declaración después de la votación del Consejo que la resolución “refleja nuestro compromiso a ser ‘una casa de oración para todas las personas’, como dice la Biblia, donde todos sean realmente bienvenidos”.

Curry agregó, “[La resolución] refleja nuestro compromiso a ser una Iglesia incluyente, no basada en una teoría social o en una capitulación a las maneras de la cultura, sino basada en nuestra creencia de que los brazos extendidos de Jesús en la cruz son un signo del verdadero amor de Dios que nos alcanza a todos nosotros. Refleja nuestra creencia en que las palabras del apóstol Pablo a los Gálatas deben ser ciertas para la Iglesia en la actualidad: ‘Todos los que han sido bautizados en Cristo, se han revestido de Cristo. Ya no hay judío o gentil, esclavo o libre, hombre o mujer, porque todos son uno en Cristo’”.

La resolución también:

* Expresa su amor, apoyo, preocupación y oraciones por los cónyuges que no han sido invitados o pueden no ser invitados a la Conferencia de Lambeth, y

* Afirma y lamenta la pesadumbre y el dolor que esta acción les causa a los hombres y mujeres homosexuales, bisexuales y transexuales a través de la Comunión Anglicana.

La resolución incluye un largo resumen de lo que llama más de 40 años en que la Convención General ha mostrado “su apoyo a personas homosexuales, bisexuales y transexuales, sus parejas, cónyuges y familias, tanto en la sociedad secular como en la Iglesia”, a partir de 1976.

Ofrece un resumen de declaraciones y resoluciones que han sido emitidas por entidades de la Comunión Anglicana acerca de la plena inclusión de personas LGBTQ en la vida de la Iglesia. Entre esas está la decisión de 2012 del Consejo Consultivo Anglicano de recomendar a la Comunión el estudio de la declaración “Ritos relativos al matrimonio” de la Consulta Litúrgica Anglicana Internacional.

La Sección 15.5 de esa declaración dice: “Algunos en la Comunión Anglicana disciernen que mucho de lo que se afirma como válido del matrimonio cristiano entre un hombre y una mujer también se encuentra y se expresa en relaciones fieles, comprometidas, monógamas y de por vida entre dos hombres o dos mujeres, llámesele matrimonio u otra cosa. Esto brinda una oportunidad para continuar el diálogo dentro de la Comunión y escuchar las experiencias de hombres y mujeres homosexuales [que son] discípulos de Cristo”.

El Consejo aprobó la extensa resolución en la última jornada de su reunión aquí de cuatro días, luego de que su Comité de Gobierno y Operaciones dedicara horas el día anterior a escribirla y revisarla.

El Rdo. Aaron Perkins le dijo al comité el 23 de febrero que él y su colega del Consejo Dianne Pollard habían discutido las palabras de apertura de la presidente de la Cámara de Diputados, Rda. Gay Clark Jennings  y habían acordado que “el Consejo no debería irse de aquí sin algún tipo de declaración, sin algún tipo de resolución que abordara el asunto”.

Cuando en el debate del Consejo se suscitó la pregunta de por qué la resolución no le decía a Welby que invitara a cónyuges del mismo sexo, el obispo de Oklahoma Ed Konieczny dijo que él y sus colegas del comité intentaron “estar en un lugar donde dijéramos algo que definitivamente describa nuestras preocupaciones sobre lo que ha sucedido sin pasarnos a un lugar donde estaríamos atacando de alguna manera”.

El comité esperaba que la resolución apoyaría a las personas que puedan ser parte de una conversación continua con funcionarios de la Comunión Anglicana con la esperanza de darle a Welby “la oportunidad de reaccionar o responder por su cuenta, si hay flexibilidad en ese espacio”, señaló él.

“[Si] no le damos ese espacio, si hay alguno, para cambiar de opinión”, el resto de la Comunión percibirá que Welby está “sujeto a las presiones” de la Iglesia Episcopal, dijo Konieczny.

Pollard instó al Consejo a aprobar la resolución porque muestra que el Consejo desaprueba una decisión que es“injusta para los que apreciamos”. Además,  explicó ella,  “darle al Arzobispo [de Cantórbery] un margen de maniobra es una idea estratégica muy buena al tiempo que intentamos evitar decirle que haga algo”.

La resolución “ciertamente no es la resolución más enérgica que a mí me habría gustado, pero creo que es un buen punto intermedio”, dijo Pollard.

La Rda. Mally Lloyd recordó que el Consejo se reúne aún tres veces más antes de que la Conferencia de Lambeth comience el 23 de julio de 2020. “Lo que me gusta de esta resolución es que es muy abierta, y si necesitamos estrecharla y ser más directos, podemos hacerlo”, afirmó.

Entre tanto, la exclusión de cónyuges del mismo sexo hecha por Welby sin duda se discutirá en la reunión de la Cámara de Obispos previamente programada del 12 al 15 de marzo de 2019, en Kanuga en las afueras de Hendersonville, Carolina del Norte.

Durante la reunión del Comité de Gobierno y Operaciones el 23 de febrero, Konieczny recordó que la 17ª. reunión del Consejo Consultivo Anglicano, o ACC [por su sigla en inglés] está programada para sesionar en Hong Kong del 28 de abril al 5 de mayo. Él asistirá por primera vez como el obispo miembro de la delegación de tres personas de la Iglesia Episcopal.

“No me complace decirlo, pero contemplo esto a partir del sentido político de cómo participo en esta conversación cuando me reúna en Hong Kong con el ACC”, le dijo él al comité.

En las palabras de Jennings el 21 de febrero, ella le dijo al Consejo que la decisión de Welby de no invitar a cónyuges del mismo sexo a la Conferencia era errónea en muchos niveles.

Jennings dijo que el texto de Idowu-Fearon promulgaba “una concepción errónea del gobierno de la Comunión Anglicana”al afirmar que la posición de la Comunión Anglicana sobre el matrimonio quedaba definida por esa resolución, ya que la Conferencia de Lambeth no tiene ningún poder constitucional para fijar la política de la Comunión. Esa autoridad reside en el Consejo Consultivo Anglicano, el cual es visto como la entidad corporativa de la Comunión Anglicana por los documentos rectores de los cuatro Instrumentos de la Comunión y por el derecho británico.

El Comité de Gobierno y Operaciones del Consejo Ejecutivo examina el 23 de febrero el texto de la resolución en respuesta a la decisión del arzobispo de Cantórbery Justin Welby de no invitar a cónyuges del mismo sexo a la Conferencia de Obispos de Lambeth 2020. El Consejo en pleno aprobó la resolución al día siguiente. Foto de Mary Frances Schjonberg/ENS.

La Conferencia de Lambeth es una reunión periódica de los obispos de toda la Comunión Anglicana, a la cual el arzobispo de Cantórbery convoca y para la cual cursa invitaciones. La última reunión fue en 2008. La reunión tendrá lugar del 23 de julio al 2 de agosto, como es tradición, en Cantórbery, Inglaterra, siendo la mayoría de las sesiones en la Universidad de Kent. El tema para la reunión de 2010 es: Una Iglesia de Dios para un mundo de Dios: andando, escuchando y testificando juntos”.

Konieczny dijo el 23 de febrero que creía en la posibilidad de que Welby cambiara de idea,  si bien “sé que la opinión de Josiah [Idowu-Fearon, el secretario general de la Comunión anglicana] es que se trata de un caso cerrado, que no hay más diálogo”.

Konieczny añadió, “personalmente, no creo que el cemento se haya solidificado completamente en torno a esto todavía”.

“No creo que [Welby] estuviera preparado aún para que esto se hiciera público” afirmó él. “Le tomaron la delantera”

Si bien algunos han sugerido que los obispos de la Iglesia Episcopal y sus cónyuges deberían boicotear Lambeth 2020, Konieczny arguyó que quedarse fuera no “ayudará a nuestra causa”. Los obispos y sus cónyuges deben “estar allí para presenciar lo que sucede y decir que esto es inapropiado”.

La negativa de Welby afecta actualmente a dos obispos y a un obispo electo en la Comunión Anglicana. Mary Glasspool, obispa auxiliar of la Diócesis de Nueva York es el único obispo en activo servicio de la Iglesia Episcopal que tiene un cónyuge del mismo sexo.

El Rdo. Thomas Brown debe ser ordenado y consagrado el 22 de junio como el próximo obispo de la Diócesis de Maine. Él está casado con el Rdo. Thomas Mousin. La diócesis eligió a Brown el 9 de febrero. Su elección está a punto de entrar en el proceso de consentimiento que es requisito canónico en todas las elecciones de obispos. Una mayoría de los comités permanentes diocesanos y de los obispos con jurisdicción deben ratificar cada elección.

El único otro obispo activo en la Comunión Anglicana a quien se aplica la decisión de Welby es a Kevin Robertson, obispo sufragáneo de la Diócesis de Toronto, que se casó  con Mohan Sharma, su pareja de casi 10 años, el 28 de diciembre de 2018. La diócesis lo felicitó por su matrimonio, al cual asistieron el arzobispo de Toronto Colin Johnson y el obispo diocesano de Toronto Andrew Asbil. Robertson declaró recientemente a Episcopal News Service que Welby le dijo en persona este mes que Sharma no sería invitado. Robertson y Sharma son los padres de dos niñas.

La reunión del 21 al 24 de febrero tuvo lugar en el Hotel Sheraton Midwest City en el Centro de Conferencias Reed.

Algunos miembros del Consejo enviaron mensajes por Twitter a través de #ExCoun.

La cobertura de la reunión por Episcopal News Service puede encontrarse aquí.

– La Rda. Mary Frances Schjonberg es redactora sénior y reportera de  Episcopal News Service. Traducción de Vicente Echerri.

The post El Consejo Ejecutivo pide a obispos y cónyuges que ‘sopesen devota y cuidadosamente’ su respuesta a la decisión de Lambeth appeared first on Episcopal News Service.

Related Topics: